Útero, ¿qué problemas son los más habituales?

uteroEl útero es el órgano femenino encargado de albergar el embarazo durante todo su desarrollo. Está formado por dos capas principales: el miometrio que es la capa muscular externa y el endometrio, que es la capa interna encargada de la implantación de los embriones.

Miomas en el útero

Los problemas más frecuentes que nos encontramos en el útero son los miomas. Consisten en unas estructuras fibrosas que crecen a partir de la capa muscular del útero. Son formaciones benignas y su repercusión dependerá de su tamaño y de su localización.

Los miomas submucosos son aquellos que se localizan inmediatamente por debajo del endometrio del útero y son los que peor clínica plantean porque se asocian con peores resultados reproductivos y con hemorragias uterinas anormales, sobre todo sangrados menstruales muy abundantes.

El resto de miomas en el útero, intramurales y subserosos, suelen tener menor afectación para la mujer a no ser que debido a su gran tamaño puedan producir sintomatología por compresión de otras estructuras abdominales.

Tratamiento de los miomas

El tratamiento de los miomas submucosos en el útero es generalmente quirúrgico por vía histeroscópica mientras que en el caso de los intramurales y subserosos se suele optar por una conducta conservadora a no ser que den sintomatología por su gran tamaño.

Pólipos endometriales

Otro de los problemas frecuentes que suelen aparecer en el útero son los pólipos endometriales. Se trata de formaciones glandulares que crecen a partir del tejido endometrial. En su mayor parte son asintomáticos aunque pueden producir sangrados uterinos anormales. También se han asociado con peores resultados reproductivos por lo que se recomienda quitarlos siempre antes de un tratamiento de reproducción asistida. Su tratamiento es la exéresis quirúrgica por vía histeroscópica.

Malformaciones del útero

Menos frecuentes son las malformaciones del útero congénitas. Existen diferentes tipos de malformaciones uterinas dependiendo de su afectación. Las más frecuentes suelen ser el útero arcuato y el septo uterino.

Útero arcuato y septo uterino

El útero arcuato, o útero en forma de corazón, suele considerarse una variante de la normalidad y no tiene ningún tipo de repercusión patológica. El septo uterino es la malformación del útero que más frecuentemente se asocia con problemas reproductivos por lo que se recomienda su resección por vía histeroscópica antes de realizar un tratamiento de reproducción asistida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *