Te ayudamos a resolver tus dudas

¿Es dolorosa la histeroscopia?

La Histeroscopia Diagnóstica habitualmente se puede realizar en la consulta y no requiere de ingreso ni anestesia. Habitualmente tras realizar la histeroscopia se aprovecha para obtener unas muestras de tejido endometrial para realizar un estudio histológico y cultivos.

La Histeroscopia Quirúrgica normalmente requiere de un ingreso ambulatorio y se realiza bajo sedación. A través de la misma cánula por donde se introduce la óptica, se introducen las pinzas que nos van a permitir la resección de la lesión que se quiere intervenir.

Las molestias que se pueden notar tras la realización de esta prueba son parecidas a las de una regla, y cuando la histeroscopia ha sido quirúrgica puede haber pérdidas parecidas a las de una regla durante más tiempo.