Aspectos a tener en cuenta sobre las donantes de óvulos (porque la sabiduría popular no siempre es sabiduría)

Por Dr. Raúl Olivares

Una de las cosas que me sigue sorprendiendo es cómo se crean y mantienen las leyendas urbanas. Tengo un amigo que tiene un amigo que una vez … y así sucesivamente …

Respecto a los tratamientos de donación de óvulos existen una serie de ideas equivocadas con respecto a las donantes de óvulos que en cierta medida los mismos médicos hemos contribuido a generalizarlas. En este artículo pretendo compartir mi opinión basada en más de 10 años llevando a cabo tratamientos de reproducción asistida y entre ellos tratamientos de donación de óvulos.

1. Cuanto más joven sea la donante mejor. Esto puede parecer muy obvio, pero no lo es. En España, las donantes de óvulos tienen entre 18 y 35 años de edad, y esto tiene una razón de ser. La fertilidad de las mujeres se mantiene en general estable en estas edades y con ella las tasas de embarazo son exactamente las mismas, siempre y cuando se transfieran embriones de buena calidad. Otra cosa es el número de ovocitos que se obtengan, que es ligeramente menor en las donantes mayores de 30 años. Sin embargo, la calidad embrionaria sigue siendo lo suficientemente buena para garantizar buenas tasas de embarazo y la posibilidad de congelar embriones en la mayoría de los ciclos. Una cosa a remarcar es el hecho de que las donantes de óvulos muy jóvenes (18 ó 19 años) pueden producir ovocitos algo peores que las más mayores. Es como si todo el sistema de estas donantes jóvenes aún no estuviera lo suficientemente maduro.

2. Las donantes de fertilidad probada son mejores que las que no lo son. No siempre. Como ocurre en las parejas con problemas de esterilidad cuando un ciclo termina en un negativo, tendemos a culpar a los óvulos con demasiada rapidez. Pero las razones de que un tratamiento no acabe en embarazo pueden ser múltiples: un útero con miomas,  un endometrio poco desarrollado, la coexistencia de un factor masculino (algo que hoy en día ocurre en casi el 40% de la donación de óvulos) o simplemente porque las probabilidades de quedar embarazada, incluso en una donación de óvulos está todavía muy lejos del tan deseado 100%. Así, una vez que una donante ha producido buenos óvulos en un ciclo la probabilidad de obtener de nuevo buenos ovocitos en el próximo ciclo es muy alta, esto quiere decir ciclos con buenas probabilidades de conseguir un embarazo. Las donantes con embarazos previos espontáneos no siempre tienen una buena respuesta al estimular sus ovarios. Una cosa es tener una buena fertilidad natural y otra es que los ovarios produzcan un número suficiente de óvulos para ser una buena donante de óvulos. Cantidad y calidad no siempre van unidas.

3. Mi hijo se va a parecer a la donante. La donante va a aportar 23 cromosomas, pero, como siempre les digo a mis pacientes, esto es una parte y el resto es un molde de arcilla que se forma durante años por los padres, la familia y el entorno social. El hecho de que a la donante le guste la música no significa que su bebé quiera escuchar todo el día. Hay estudios hechos en gemelos idénticos  adoptados por familias diferentes que así lo han demostrado. Los gemelos idénticos en diferentes entornos desarrollaron personalidades completamente diferentes. De hecho, creemos que el carácter del bebé y sus futuras aficiones comienzan justo después del parto.

Hay otras cuestiones que se pueden discutir acerca de lo que dice la sabiduría popular sobre lass donantes de las que me encantaría escribir. Por eso, si ha oído alguna cosa sobre donantes y quiere que lo analicemos,  hágamelo saber. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *